AxSí denuncia que haya colegios San Fernando pendientes aún del mantenimiento de las zonas verdes - San Fernando - Noticias, última hora, vídeos y fotos de San Fernando Ver
La importancia de utilizar medidas preventivas eficaces contra la leishmaniosis canina
La enfermedad se transmite a través de la picadura de los flebotomos.

La importancia de utilizar medidas preventivas eficaces contra la leishmaniosis canina

El 1 de junio se celebra el Día Mundial contra la Leishmaniosis, fecha en la que se pone de relevancia la importancia de combatir esta enfermedad
|

La leishmaniosis canina, causada por el protozoo Leishmania infantum, es una enfermedad zoonótica y endémica de diversas regiones del mapa nacional. Esta enfermedad se transmite fundamentalmente a través de la picadura de los flebotomos, una especie de mosquito. En la mayor parte de las ocasiones, la transmisión se realiza de mosquito a perros, pero también puede afectar a otras especies, como humanos, gatos o hurones. Sobre los perros, puede llegar a resultar una enfermedad grave, y en ocasiones mortal. Asimismo, al poder afectar a los humanos, también cobra especial relevancia su impacto en la salud pública.


Según la OMS, cada año se producen en el mundo aproximadamente 1 millón de nuevos casos en personas y hasta 65.000 defunciones. En los últimos años, los casos de Leishmania humana y canina han aumentado en Europa, debido al cambio climático y a la presencia del flebótomo durante más meses al año.


Frecuentemente asociada a climas mediterráneos, tropicales o subtropicales, el cambio climático está produciendo veloces cambios en el mapa nacional de la leishmaniosis. Así, en la cordillera cantábrica se han comenzado a detectar casos autóctonos de la enfermedad, donde nunca había sido endémica.


MEDIDAS PREVENTIVAS


La leishmaniosis es una enfermedad crónica para la cual, por ahora, no existe cura. Por este motivo, trabajar en la prevención es una pieza clave para combatirla.


Según Federica Burgio, responsable científica de animales de compañía de MSD Animal Health, “el cumplimiento de la familia es importante para la prevención de la mascota. La forma de prevenir la infección por Leishmania es evitando la picadura del flebótomo, es decir, administrando productos tópicos con acción repelente”. Diversos estudios han demostrado que protegiendo a los perros frente a la leishmaniosis se protege también a las personas. Las infecciones en personas disminuyen con el aumento de la población de perros protegidos con collares con efecto repelente frente al flebotomo. “El uso de métodos preventivos de forma generalizada en las mascotas podría llegar a reducir de forma importante la leishmaniosis”, asegura Burgio.


Por ello, la experta recomienda Scalibor®, el único collar para perros de actividad repelente frente al flebotomo con una eficacia de hasta el 98 % durante 12 meses. En los numerosos estudios de campo que han involucrado hasta más de 30.000 perros, Scalibor® ha demostrado una eficacia en la prevención de la leishmaniosis de entre el 94 % y el 98 %. “Los estudios realizados permiten afirmar que, gracias al efecto repelente, comprobado en los estudios de laboratorio, se reduce el riesgo de infección por leishmaniosis, ya que la leishmaniosis se transmite por picadura de este díptero”, explica la experta.


Otras de las opciones recomendadas para prevenir la leishmaniosis canina son las opciones que ofrece Virbac, expertos en leishmaniosis canina por su amplia gama de productos para hacer frente a esta enfermedad, poniendo a disposición de los veterinarios distintas herramientas para el diagnóstico (Speed Leish K, Speed Duo Leish K/Ehrli), la prevención (Effitix y Prevendog) y el tratamiento (Milteforan).


Image



Asimismo, hay que tener en cuenta que la época de mayor actividad del flebotomo es de mayo a octubre, aunque puede aparecer antes si las condiciones climáticas son favorables. Este dato es muy importante, ya que el aumento general de las temperaturas ha provocado que la zona de distribución del mosquito se haya ampliado hacia áreas más septentrionales.


Por otro lado, los veterinarios aconsejan evitar zonas de alto riesgo, evitar que el perro duerma al aire libre, evitar los paseos en los momentos de máxima actividad del flebotomo (durante el amanecer y el ocaso), colocar mosquiteras, utilizar productos antimosquitos, y la utilización de vacunas para aumentar la resistencia al desarrollo de la enfermedad.

Archivo