AxSí denuncia que haya colegios San Fernando pendientes aún del mantenimiento de las zonas verdes - San Fernando - Noticias, última hora, vídeos y fotos de San Fernando Ver
OIE recuerda la importancia de vacunar a los perros contra la rabia
89ª Sesión General Anual de la Asamblea Mundial de los Delegados ante la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE).

OIE recuerda la importancia de vacunar a los perros contra la rabia

La OIE anima a intensificar la gestión de la población canina para lograr la eliminación de la rabia
|

Durante estos días está teniendo lugar la 89ª Sesión General Anual de la Asamblea Mundial de los Delegados ante la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE), con una sesión plenaria diaria en formato semi-híbrido. Esto significa que los oradores principales se encuentran en París, mientras que las delegaciones de los Miembros y entidades asociadas asisten de forma remota.


En el día de ayer, uno de los temas tratados fue la importancia de establecer programas eficientes de gestión de la población canina para evitar riesgos de salud pública, como en el caso de la rabia canina.


“La gran mayoría de los perros en el mundo, están abandonados a su suerte y, aunque son de gran compañía para los seres humanos, también plantean ciertos retos a las comunidades. Por ello, se requieren programas eficientes de gestión de la población canina para mejorar su sanidad y bienestar y, al mismo tiempo, minimizar posibles efectos negativos en el campo de la salud, como es el caso de la rabia canina”, apuntaron los miembros de la OIE.


Según las últimas estimaciones, la población mundial de perros supera los 700 millones y el 75 % son perros errantes, es decir, que escapan a la supervisión humana. En muchas zonas del mundo, los perros ocupan un lugar muy especial ya que forman parte de la sociedad. Incluso cuando no tienen dueño, la gente los alimenta y los niños juegan con ellos, lo que los expone a posibles mordeduras. “Casi el 99 % de los casos de rabia en humanos se atribuyen a mordeduras de perros y, por desgracia, los perros errantes contribuyen a mantener la presencia de la enfermedad en muchos países. Es posible prevenir la rabia si se la ataca en su origen animal: los perros. Si bien la vacunación constituye la forma más eficaz de eliminar la enfermedad, es difícil atrapar a los perros, sobre todo a los perros errantes que viven en zonas habitadas”, indican.


Por ello, consideran que la gestión de la población canina es un pilar fundamental para el éxito de una estrategia de control de la rabia. En el marco del control y la eliminación de la rabia, un requisito previo es garantizar la vacunación de una cantidad suficiente de perros y así obtener la inmunidad a nivel de la población.


“No cabe ninguna duda que la vacunación de al menos el 70 % de la población canina en las zonas de riesgo, entre otras medidas pertinentes, nos llevará a eliminar la rabia transmitida por perros”.


Con el fin de ayudar a los países a lograr una mejor cobertura de vacunación en las poblaciones caninas, se ha actualizado recientemente la norma de la OIE sobre la gestión de las poblaciones caninas (Capítulo 7.7, antes llamado “Manejo de las poblaciones de perros”) con la intención de que abarque a todos los perros, con o sin dueño.


RABIA EN ESPAÑA


España ha estado libre de rabia terrestre desde el año 1978, a excepción del caso de rabia importado de Marruecos declarado en junio de 2013. Las campañas de vacunación llevadas a cabo en perros dieron excelente resultado, erradicando la enfermedad de todo el territorio nacional. Únicamente en las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla se dan, de forma esporádicacasos importados de rabia, en perros y algún caballo.


Recientemente, el conflicto bélico de Ucrania ha desatado una grave crisis humanitaria con múltiples caras y realidades, y una de ellas es la atención y control sanitario de los animales que cruzan la frontera acompañando a los refugiados. Ucrania es un país con presencia de rabia endémica, declarando anualmente en torno a 1.600 casos.


A pesar de las recomendaciones de vacunar a los perros de la rabia para prevenir riesgos de salud pública, en España el riesgo de la importación de casos potenciales de rabia se torna especialmente importante en la zona norte, ya que no es obligatoria la vacunación canina contra la rabia en Galicia, Cataluña y País Vasco, y en Asturias es solo obligatoria en perros ‘potencialmente peligrosos’.


La protección colectiva frente a la rabia en España pasa por una vacunación canina obligatoria en todo el territorio nacional porque la sanidad animal y la salud pública no entienden de límites autonómicos, y un perro no vacunado en una región pone en riesgo tanto a animales como a personas en todo el país”, señalaba Luis Alberto Calvo, presidente de la Organización Colegial Veterinaria (OCV).


Llegar a un porcentaje de inmunización de colectivo menor del 70 % no solo es un riesgo para la comunidad autónoma que decide no vacunar, sino que esto influye de forma igualmente notable en la inmunidad de población del resto del España, asumiendo de forma innecesaria un incremento del riesgo que ataña a la salud pública.


MANEJO DE POBLACIONES DE PERROS ERRANTES


La gestión de las poblaciones caninas ayuda a garantizarles un acceso a la atención veterinaria y así aumentar el porcentaje de animales vacunados.


En entornos donde la mayoría de los perros errantes son objeto de vacunación y no tienen dueño, el procedimiento de “captura, esterilización, vacunación y retorno” es otro aspecto esencial con un impacto significativo.


Cabe destacar que este enfoque también favorece el bienestar animal y mejora la esperanza de vida de los perros vacunados. Si se aplican, estas medidas pueden evitar el recurso de sacrificio masivo de perros, a menudo realizado sin respetar las recomendaciones de bienestar animal.


Por otra parte, Elly Hiby, directora de la Coalición Internacional para el Manejo de Animales de Compañía (ICAM) y presidenta del Grupo ad hoc de la OIE para la revisión del Capítulo 7.7. Manejo de las poblaciones de perros, insiste en que “los perros con dueño son una fuente realmente importante de las futuras poblaciones de perros errantes”.


Por ello, anima a que se responsabilice a los propietarios de sus animales y de su posible descendencia, mediante legislación, programas de educación y sensibilización para cambiar el comportamiento. 

Archivo