​Maite Martín, presidenta de la Conferencia de Decanos y Decanas de Facultades de Veterinaria de España (CDVE).

Docencia veterinaria en tiempos de coronavirus, el reto de Maite Martín

​Maite Martín, decana de la Facultad de Veterinaria de la Universidad Autónoma de Barcelona, ha sido elegida como nueva presidenta de la Conferencia de Decanos y Decanas de Facultades de Veterinaria
|

La Conferencia de Decanos y Decanas de Facultades de Veterinaria de España (CDVE) tiene nueva presidenta, Maite Martín, decana de la Facultad de Veterinaria de la Universidad Autónoma de Barcelona desde el año 2016.


La CDVE ha estado sin presidente durante cuatro meses, ya que el anterior presidente electo, Juan Alberto Corbera, dejó de liderar la Facultad de Veterinaria de Gran Canaria el pasado febrero y, por tanto, tampoco pudo seguir presidiendo la Conferencia. Además, debido a la situación de la COVID-19, no se ha podido celebrar ninguna conferencia en este período de tiempo. Finalmente, este lunes 29 de junio los decanos se pudieron reunir de forma telemática y Maite Martín fue nombrada presidenta.


En declaraciones a Diario VeterinarioMaite Martín ha comentado que la Conferencia tuvo una línea de debate principal, completamente relacionada con la situación actual de la pandemia del coronavirus. En este sentido, el punto principal fue ver cómo debían encarar la planificación del curso siguiente, ya que el caso de Veterinaria es excesivamente complejo. Las características de esta titulación hacen que sea un grado con una elevada actividad práctica donde además se usan instalaciones específicas que requieren de unas medidas adicionales de seguridad. Por tanto, la Conferencia quiso centrar su atención en cómo se había finalizado el curso, los problemas que habían surgido, cómo se habían solucionado y cómo se planificará el curso venidero.


“Cada centro tiene sus propias limitaciones que vienen dadas por el propio edificio donde se imparte el Grado. El número de aulas es limitado, la capacidad máxima de alumnos es la que es en cada una de las facultades, y no es homogéneo. En este contexto lo que tenemos que hacer los centros, teniendo en cuenta nuestras propias limitaciones, es ver cómo podemos organizar la docencia para lograr dos objetivos principales: primero, garantizar la seguridad del alumnado, profesorado y personal de administración y servicios; y segundo, priorizar en ese contexto de semipresencialidad todo lo que es la parte práctica del Grado de Veterinaria”, expone la presidenta.


OBJETIVOS Y RETOS


En relación al nuevo cargo que ostenta, Maite Martín resalta la importancia de desarrollar el concepto 'One Health', y el papel fundamental del veterinario en la prevención de la salud. “Creemos que esta situación nos obliga a unirnos en esta reivindicación a las organizaciones colegiales y poner en valor la figura del veterinario en el sistema sanitario español”, declara.


En segundo lugar, manifiesta que la crisis sanitaria ha obligado a las universidades a reconvertir la docencia en un formato no presencial y, por tanto, éstas tienen que estar preparadas para todos los posibles cambios que puedan producirse.


No obstante, recuerda que hay otros problemas que corren de forma paralela a la crisis del coronavirus que no pueden dejarse de lado, como el exceso de egresados y facultades en la carrera de Veterinaria. Este problema requiere de medidas que quedan fuera del ámbito universitario y precisa de estrategias para ver cómo se podrían llevar a cabo dentro de la legislación vigente. Así, Maite Martín remarca que en España las competencias en enseñanza están transferidas a las comunidades autónomas y cada comunidad es libre de decidir cómo o qué hacer a nivel de enseñanza, “por lo que las decisiones sobre la creación de facultades o el número de alumnado no depende directamente de las facultades”.


“Requiere reflexionar cómo lo podríamos hacer para que los políticos sean conscientes de la situación y, sobre todo, ver cuáles son las medidas que se podrían aplicar dentro de la legislación, medidas con las que los políticos se sientan cómodos, si no, no las harán”, añade.


En cuanto a su línea principal de actuación como presidenta, la decana de la Facultad de Veterinaria de la Universidad Autónoma de Barcelona, hace énfasis en un objetivo principal, poner en valor la profesión veterinaria en el contexto actual. Subraya la necesidad de entender al profesional veterinario como el agente que garantiza la seguridad y la protección de la salud frente al contagio de enfermedades zoonóticas, como la COVID-19, además de comprender otras funciones esenciales para la salud humana como la seguridad alimentaria. “Hay que dar a conocer realmente lo que es la profesión veterinaria”.


TRAYECTORIA PROFESIONAL


Maite Martín es profesora del Departamento de Biología Celular, Fisiología e Inmunología desde 2008 y decana de la Facultad de Veterinaria de la Universidad Autónoma de Barcelona desde el año 2016. Ha sido vicedecana de Asuntos Académicos y Calidad de la Facultad de 2014 a 2016. Ha desempeñado tareas de docencia en los grados de Veterinaria y de Ciencia y Tecnología de los Alimentos.


Es experta en neurogastroenterología, motilidad intestinal, alteraciones de la motilidad y sistema nervioso entérico. También es miembro del grupo de investigación para el Estudio de la Motilidad Digestiva y su Alteración en las Enfermedades Crónicas, y está adscrita al Centro de Investigación Biométrica en Red de Enfermedades Hepáticas y Digestivas del Instituto de Salud Carlos III. Además fue colaboradora de investigación en el Servicio de aparato Digestivo del Hospital General Vall d’Hebron entre los años 1995 y 2000.

Archivo