Controles veterinarios en un puerto.

Los funcionarios veterinarios reclaman equiparación salarial

Los veterinarios funcionarios solicitan un nuevo plan de mejoras de los servicios de Sanidad Exterior porque el actual provoca disparidad salarial entre compañeros
|

El pasado 17 de abril de 2006 se estableció el Plan de Medidas para la Mejora de los Servicios de Sanidad Exterior. El objetivo de este plan era mejorar la calidad de los servicios prestados por los Puestos de Inspección Fronteriza (PIF) y reforzar los controles sanitarios en las fronteras, así como la atención del tránsito internacional de viajeros; refuerzo de los controles de los animales de compañía y los productos de origen animal incluidos en el equipaje personal; y la mejora de los servicios de vacunación internacional prestados por la Administración General del Estado.


Si bien, este plan no se aplicó en todos los PIF y los cambios producidos “han potenciado desigualdades salariales entre los compañeros veterinarios que ejercen su labor en los Servicios de Sanidad Exterior y de Sanidad Animal de la Administración General del Estado de toda España”, denuncia la Asociación de Veterinarios Titulares y Funcionarios Veterinarios de las Administraciones Públicas (Avtfvap).


Esto se debe a que los funcionarios veterinarios destinados en los PIF en los que se aplicó el plan obtuvieron un nivel 26, sin embargo los destinados en el resto de PIF, RAH (Recinto Aduanero Habilitado), PED (Punto de Entrada Designado) y PDI (Punto Designado de Inspección) poseen un nivel 24, “que a la hora de participar en concursos de traslados provoca una clara desventaja, con lo cual les resulta casi imposible poder superar a los compañeros con nivel 26, aunque estos últimos lleven muchos menos años de servicio en la Administración. Esto da lugar a situaciones injustas y totalmente frustrantes para los veterinarios con nivel 24”, lamentan.


Por ello, ven necesario reivindicar la adopción de un nuevo plan de medidas para eliminar estas desigualdades y potenciar más eficazmente la actividad de las Instalaciones Fronterizas de Control Sanitario de Mercancías (IFCSM) “y, además, cumplir así con lo establecido en el Acuerdo del 17 de febrero de 2006, en el que se indicaba que estas medidas se extenderían en una segunda fase del Plan al resto de los PIF que funcionan actualmente’”, resaltan.


“Creemos que este nuevo plan podría contribuir a eliminar muchos de los problemas de flujos de mercancías en determinadas instalaciones de control sanitario en frontera sobresaturadas, tanto en el control de la importación como en el control de la exportación de mercancías, manteniendo una capacidad de respuesta equilibrada que permita el cumplimiento de las previsiones y el desarrollo de todas las regiones de España”, concluyen.

Archivo