Desarrollan una nueva vacuna contra la fiebre del valle del Rift

​La nueva vacuna es un virus vivo atenuado que protege a las ovejas, vacas y cabras contra la fiebre del valle del Rift después de una sola administración. A diferencia de la anterior protege a las ovejas embarazadas
|

El centro de investigación Wageningen Bioveterinary Research (WBVR) ha desarrollado una nueva vacuna contra el virus de la fiebre del valle del Rift (RVF, por sus siglas en inglés).


Los científicos han probado la vacuna para determinar su seguridad y eficacia en sus instalaciones, adecuadas para trabajar de manera segura con las enfermedades infecciosas zoonóticas.


En primer lugar, los expertos probaron una vacuna ya existente que se encuentra en el mercado de África. Si bien, la vacuna, que es muy efectiva, no es segura para las ovejas embarazadas. Por ello han llevado a cabo el desarrollo de una nueva.


La nueva vacuna es un virus vivo atenuado que protege a las ovejas, vacas y cabras contra la RVF después de una sola administración. Desde el WBVR señalan que “la vacuna también demostró ser completamente segura, incluso para animales jóvenes y durante el embarazo. Además, la vacuna es barata de fabricar, lo que es particularmente importante para el mercado en África”. Además, informan que la vacuna se está evaluando actualmente en otros estudios adicionales que se requieren para registrar la vacuna en Europa.


Esta vacuna nace de un programa denominado ‘Castellum’, que se ha desarrollado con el fin de prevenir y controlar las enfermedades infecciosas en la población animal para así proteger la salud humana.


Por otra parte, debido a que la nueva vacuna ha demostrado ser no solo altamente efectiva, sino también extremadamente segura en varias especies animales, los investigadores están estudiando si la vacuna también puede brindar protección directa a los humanos.


RIESGO DE ZOONOSIS


Las zoonosis son enfermedades infecciosas que se transmiten de los animales a los humanos, como es el caso de la fiebre del Valle del Rift.


Estas enfermedades infecciosas pueden propagarse muy rápidamente en áreas densamente pobladas por humanos y animales de granja. Más del 60% de todas las enfermedades infecciosas de los seres humanos recientemente descubiertas tienen su origen en los animales.


Por lo tanto, las zoonosis pueden ser dañinas tanto para la salud animal como para la salud pública, y pueden causar un grave malestar social.


UNA SOLA SALUD


El programa ‘Castellum’ se centró en la investigación de nuevas vacunas para animales para prevenir la introducción y propagación de zoonosis. El objetivo de la asociación público-privada era hacer que al menos una vacuna estuviera disponible para el mercado, y este objetivo se ha logrado.


LABORATORIO E INVESTIGACIÓN EN WBVR


En las instalaciones de WBVR es posible estudiar enfermedades infecciosas zoonóticas causadas por bacterias y virus. La instalación está protegida con una tecnología avanzada para evitar que los virus y bacterias peligrosas se propaguen al medio ambiente.


Concretamente, resaltan que “la Unidad de Alta Contención del centro aloja las únicas instalaciones de laboratorio destinadas a la investigación animal de los Países Bajos con la certificación de nivel de 'Nivel de Seguridad Veterinaria' (vBSL4). Esto es obligatorio para trabajar con enfermedades animales altamente contagiosas como la fiebre aftosa y la fiebre porcina”.