AxSí denuncia que haya colegios San Fernando pendientes aún del mantenimiento de las zonas verdes - San Fernando - Noticias, última hora, vídeos y fotos de San Fernando Ver
Primer caso de una extraña infección fúngica letal en un perro
Las muestras analizadas confirmaron la presencia del hongo.

Primer caso de una extraña infección fúngica letal en un perro

El animal presentaba un cuadro de tetraparesia y, debido al mal pronóstico y al difícil manejo del dolor, se optó por la eutanasia humanitaria
|

Paecilomyces spp. son miembros de hongos anamórficos clasificados bajo el filo Ascomycota que se encuentran comúnmente en el suelo, el aire y los alimentos en descomposición. Siendo organismos fúngicos saprofitos, Paecilomyces spp. se asocian con hialohifomicosis, una infección causada por mohos filamentosos. Otros agentes fúngicos asociados con hialohifomicosis incluyen Aspergillus spp., Fusarium spp. y Pseudallescheria spp.


La paecilomicosis es una rara infección fúngica causada por Paecilomyces spp., con enfermedad que va desde una forma clínica superficial a sistémica, y que afecta tanto a individuos inmunocomprometidos como inmunocompetentes. Sin embargo, en los animales domésticos aún no está claro si la infección es únicamente una enfermedad oportunista. Aproximadamente 15 especies de Paecilomyces spp. se han informado que actúan como agentes causantes de enfermedades clínicas en vertebrados, siendo Paecilomyces variotii y Purpureocillium lilacinus los más comúnmente informados tanto en humanos como en animales.


En este sentido, en un caso reciente, una perra pastora australiana esterilizada de 2,5 años y 25,5 kg tenía un historial de 2 meses de cojera en todas las extremidades, tetraparesia, letargo progresivo y dolor intenso.


Al examen físico se observó fiebre (40,61°C), taquicardia, taquipnea, leve atrofia muscular difusa de miembros pélvicos, adenomegalia preescapular izquierda y poplítea derecha. Debido al mal pronóstico y al difícil manejo del dolor, se optó por la eutanasia humanitaria.


Los hallazgos macroscópicos e histológicos revelaron granulomas multifocales con áreas centrales de necrosis en el fémur derecho, el húmero izquierdo, la escápula izquierda, el bíceps braquial izquierdo, el músculo semimembranoso derecho, el hígado, el bazo y los ganglios linfáticos.


Las áreas necróticas contenían hifas ramificadas de ángulo agudo septadas con paredes paralelas que median 3–6 μm. Se enviaron muestras frescas del hígado para cultivo fúngico, confirmando Paecilomyces formosus.


En perros se ha informado paecilomicosis diseminada, pero no siempre se determina la especie de hongo. “Hasta donde sabemos, este es el primer caso de paecilomicosis diseminada causada por infección por P. formosus en un perro”, indican los autores.

Archivo