AxSí denuncia que haya colegios San Fernando pendientes aún del mantenimiento de las zonas verdes - San Fernando - Noticias, última hora, vídeos y fotos de San Fernando Ver
Estudian nanocuerpos de llama para el tratamiento de la COVID-19
COVID-19 ha obligado a los laboratorios a volcarse en la búsqueda y desarrollo de tratamientos eficaces para combatir la enfermedad.

Estudian nanocuerpos de llama para el tratamiento de la COVID-19

Una nueva investigación ha demostrado que los nanocuerpos de llamas y camellos pueden atacar eficazmente al virus SARS-CoV-2
|

Un equipo de científicos del Instituto Rosalind Franklin, la Universidad de Liverpool y la Universidad de Oxford ha descubierto que los nanocuerpos, que se pueden producir en grandes cantidades en el laboratorio, reducen significativamente los signos de la enfermedad COVID-19 cuando se ha administrado a modelos de animales infectados.


Los nanocuerpos, que se unen estrechamente al virus SARS-CoV-2, neutralizándolo en cultivo celular, “podrían proporcionar una alternativa más barata y fácil de usar a los anticuerpos humanos tomados de pacientes que se han recuperado de COVID-19”, explican los autores.


Los anticuerpos humanos han sido un tratamiento clave para los casos graves durante la pandemia, pero por lo general deben administrarse por infusión a través de una aguja en un entorno médico.


"Los nanocuerpos tienen una serie de ventajas sobre los anticuerpos humanos. Son más baratos de producir y pueden administrarse directamente a las vías respiratorias a través de un nebulizador o aerosol nasal, por lo que pueden autoadministrarse en casa en lugar de necesitar una inyección. Esto podría tener beneficios en términos de facilidad de uso por parte de los pacientes, pero también lleva el tratamiento directamente al sitio de la infección en el tracto respiratorio", asegura el profesor Ray Owens, autor principal de la investigación.


EFECTIVIDAD FRENTE A DISTINTAS VARIANTES


El equipo de la investigación pudo generar los nanocuerpos inyectando una porción de la proteína pico SARS-CoV-2 en una llama. “La proteína de pico se encuentra en el exterior del virus y es responsable de unirse a las células humanas para que pueda infectarlas”, indican.


Los investigadores descubrieron que tres cadenas de nanocuerpos pudieron neutralizar tanto las variantes originales del virus COVID-19 como la variante Alfa. Una cuarta cadena de nanocuerpos pudo neutralizar la variante Beta identificada por primera vez en Sudáfrica.


Cuando una de las cadenas de nanocuerpos se administró a hámsteres infectados con SARS-CoV-2, los animales mostraron una marcada reducción de la enfermedad, perdiendo mucho menos peso después de siete días que los que no recibieron tratamiento. Los hámsteres que recibieron el tratamiento con nanocuerpos también tuvieron una carga viral más baja en sus pulmones y vías respiratorias después de siete días que los animales no tratados.


"Debido a que podemos ver cada átomo del nanocuerpo unido al pico, entendemos qué hace que estos agentes sean tan especiales", señala el profesor James Naismith, director del Instituto Rosalind Franklin, quien ayudó a dirigir la investigación.


Los resultados de la investigación son el primer paso hacia el desarrollo de un nuevo tipo de tratamiento contra la COVID-19, que podría resultar necesario a medida que continúa la pandemia.


“Si bien las vacunas han demostrado ser extraordinariamente exitosas, no todos responden a la vacunación y la inmunidad puede disminuir en las personas en diferentes momentos. Por lo tanto, tener medicamentos que puedan tratar el virus seguirá siendo muy importante, sobre todo porque no todo el mundo se está vacunando a la misma velocidad y sigue existiendo el riesgo de que surjan nuevas variantes capaces de eludir la inmunidad de la vacuna", apunta Naismith.


NECESIDAD DE NUEVOS TRATAMIENTOS


Si tienen éxito y se aprueban, los nanocuerpos podrían proporcionar un tratamiento importante en todo el mundo, ya que “son más fáciles de producir que los anticuerpos humanos y no necesitan almacenarse en instalaciones de almacenamiento en frío”.


Por su parte, el profesor James Stewart, coautor del estudio y profesor de virología molecular en la Universidad de Liverpool, subraya que “los ensayos preclínicos de los nanocuerpos en hámsters son extremadamente alentadores y sugieren que pueden ser efectivos para tratar la enfermedad COVID-19 y ayudar prevenir infección. Tener terapias como esta será importante para las poblaciones que no están vacunadas o donde la vacunación es inapropiada o ineficaz".


En la misma línea se manifiesta el profesor Miles Carroll, subdirector del Servicio Nacional de Infecciones, del servicio de Salud Pública de Inglaterra: “Aunque esta investigación aún se encuentra en una etapa temprana, abre posibilidades significativas para el uso de tratamientos de nanocuerpos eficaces para COVID-19”.


Por otra parte, los autores también esperan que la tecnología de nanocuerpos que han desarrollado se pueda adaptar rápidamente para combatir otras enfermedades. “Cuando surja un nuevo virus en el futuro, la tecnología genérica que hemos desarrollado podría responder, lo que sería importante en términos de producir nuevos tratamientos lo más rápido posible”.

Archivo

*}