AxSí denuncia que haya colegios San Fernando pendientes aún del mantenimiento de las zonas verdes - San Fernando - Noticias, última hora, vídeos y fotos de San Fernando Ver
Situación actual de la fiebre aftosa

Situación actual de la fiebre aftosa

​El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) ha actualizado la situación de la fiebre aftosa y pide continuar en alerta ante la amenaza de la llegada de la enfermedad desde el norte de África
|

La fiebre aftosa (FA) es una enfermedad vírica aguda altamente contagiosa que afecta a animales de pezuña hendida, incluidos porcinos, bovinos, ovinos y caprinos. La enfermedad es endémica en muchos países de África, Oriente Medio, Asia y Sudamérica. Sin embargo, Sudamérica y el Sudeste asiático han experimentado mejoras considerables en los últimos años. Actualmente están declarados en situación estable brotes en Gambia, Guinea, Kenia, Turquía y Uganda, mientras que siguen en curso focos declarados en Argelia, China, Comoras, Rep. de Corea, Rep. Pop. Dem. de Corea, Guinea Bissau, Mozambique, Myanmar, Namibia, Rusia, Sierra Leona, Sudáfrica y Zambia.


España está en constante alerta ante la amenaza de la llegada de la enfermedad desde el norte de África. La Unión Europea adoptó en 2013, tras la llegada del serotipo O ME-SA / Indian 2001 al Magreb, una serie de medidas para impedir la introducción en la Unión Europea del virus de la FA procedente de Argelia, Túnez, Libia y Marruecos. Además, España estableció medidas de emergencia preventivas frente a la FA en el Magreb.


SITUACIÓN EN MARRUECOS


La epidemia de serotipo O del virus de la FA de 1999 afectó también a Marruecos, logrando su erradicación principalmente por medio de la vacunación de su cabaña ganadera y el control de movimientos de animales susceptibles. Sin embargo, en el caso de Marruecos se decidió cesar la vacunación en septiembre de 2007, logrando alcanzar ante la OIE el estatus de libre de FA sin vacunación. Esta situación facilita una posible nueva introducción del virus en el país, dado que la cabaña ganadera no se encuentra inmunizada, con lo que la aparición de la sintomatología sería más evidente, especialmente en ganado vacuno, pero permitiría al mismo tiempo una más rápida diseminación del virus por todo el país en caso de epidemia.


En 2014 las autoridades marroquíes empezaron a aplicar un plan para mitigar el riesgo de llegada de la enfermedad desde Argelia, entre las medidas impulsadas destacaban la correcta identificación de los animales de la especie bovina y la ejecución desde el mes de agosto de una campaña de vacunación preventiva en las zonas de mayor riesgo, es decir, en la franja este del país que hace frontera con Argelia, así como en las zonas de difícil acceso. Si bien, la cabaña ovina y caprina no estaba siendo vacunada.


El 2 de noviembre de 2015 fue declarado por Marruecos el primer foco de FA, Serotipo O, desde 1999. La fecha probable de inicio del evento fue el 23 de octubre y se detectó en Lammaride, provincia de Sidi Bennour, región Centre (al sur de Casablanca), en una explotación con un censo de 17 bovinos y 14 ovinos, de los cuales mostraron síntomas clínicos 10 de los bovinos. El origen de la infección era desconocido y se llevó a cabo el sacrificio sanitario de todos los animales presentes en la explotación afectada. En respuesta a los focos se llevó a cabo la vacunación de cerca de 40.000 bovinos en la región Centre. El Instituto Pirbright confirmó que se trataba del genotipo indio (O/ME-SA/Ind-2001d), el mismo implicado en los focos de Libia, Túnez y Argelia. Marruecos declaró resuelto este brote en noviembre de 2015 con un total de 6 focos que afectaron a 27 bovinos.


Posteriormente, en 2017 Argelia confirmó la presencia del serotipo A del virus de la FA en la provincia de Relizane, lo que llevó a Marruecos a reforzar su vigilancia en relación con la enfermedad, en particular en la región Oriental, fronteriza con Argelia.


El 10 de enero de 2019 Marruecos comunicó a la OIE un nuevo brote de FA serotipo O con la confirmación de un foco en el centro del país en la región de Béni Mellal-Khénifra, en una explotación con un censo de 81 bovinos y 55 ovinos, de los cuales 9 bovinos mostraron signos clínicos de la enfermedad. Desde entonces hasta el 28 de julio de 2019, fecha en la que fue declarado resuelto el brote, se confirmaron en total 46 focos afectando a 99 bovinos, 24 caprinos y 299 ovinos. Cabe destacar uno de los focos notificado el 17 de enero, que afectó a una explotación con un censo de 7 bovinos, de los cuales 4 presentaron signos clínicos, localizada en Tánger, al norte del país

Archivo