Cómo denunciar un caso de maltrato animal en redes sociales

La Fundación para el Asesoramiento y Acción en Defensa de los Animales (FAADA) explica cómo hay que proceder ante estos casos para denunciar los hechos y no perjudicar la posible investigación policial
|

La Fundación para el Asesoramiento y Acción en Defensa de los Animales (FAADA) ha elaborado unas indicaciones para denunciar a personas que torturan y matan animales para luego colgar el vídeo de los abusos en Instagram, Facebook o Youtube.


“En las últimas semanas hemos recibido un gran número de denuncias de maltrato animal en RRSS: personas que torturan y hasta matan a animales y luego cuelgan el vídeo de los abusos en Instagram, Facebook o Youtube”, apuntan.


Uno de los últimos casos más sonados ha sido el de una chica que ha subido a sus redes sociales un vídeo en el que maltrata a un perro echándole tabasco en la mucosa olfativa y en los ojos, que recoge en su web PACMA.


El pobre animal se retuerce, ya que este tipo de sustancia, además de ser tremendamente agresiva para el olfato, le provoca picor, escozor y dolor.


El tabasco oscila entre las 2.500 y 5.000 unidades en la escala de Scoville, empleada para medir el picor de productos con capsaicina. Es irritante para los mamíferos y produce una fuerte sensación de ardor o pungencia en las mucosas. El tabasco provoca un gran picor en las personas, pero su efecto es mucho mayor en los perros, cuyo sentido del olfato está más desarrollado. Mientras que un ser humano tiene unos 5 millones de receptores olfativos, un perro puede llegar a los 300 millones.


Por ello, FAADA considera importante explicar cómo hay que proceder ante estos casos para denunciar los hechos y no perjudicar la posible investigación policial.


PASOS A SEGUIR


En primer lugar, los expertos indican que, si se ve un maltrato animal en RRSS, “no denuncies todavía la página/publicación o perfil, ya que esta podría desaparecer junto a las pruebas del maltrato”.


“Recuerda que las descargas de un vídeo o los ‘pantallazos’ de las fotos no sirven para un juicio legal, sino que deben certificarse. Esto quiere decir que es preciso obtener una prueba digital de que el contenido fue subido a redes, ya que la información circula, cambia y desaparece en Internet sin dejar rastro aparente en unas horas o incluso minutos”. Para ello, recomiendan certificar cualquier contenido digital, por ejemplo, a través de CERTIFIRM.


“Ten en cuenta que en el caso de perfiles/grupos/páginas privadas, para nuestra entidad es complicado acceder a las pruebas correspondientes, con lo cual es de gran ayuda que sea la persona que ha visto las imágenes la que las certifique”.


Una vez certificadas las pruebas, se puede denunciar el caso directamente a las autoridades (Seprona en España) o ponerse en contacto con el equipo legal de FAADA si se necesita un asesoramiento más detallado.

Archivo