Analizan muestras de cerdos españoles y no detectan el circovirus porcino 4

Aunque los datos actuales no señalan que el virus circule en Europa, los investigadores recomiendan una vigilancia cuidadosa, ya que su rápido reconocimiento permitiría la implementación de contramedidas efectivas para evitar su propagación
|

El género Circovirus incluye varias especies y causa principalmente infecciones asintomáticas. Circovirus porcino 2 (PCV-2) y, con evidencia creciente, circovirus porcino 3 (PCV-3), se han asociado con diferentes condiciones clínicas en todo el mundo.


En 2019, se identificó un nuevo circovirus porcino (PCV-4) de animales enfermos en China. Debido a las lecciones aprendidas de PCV-2 y PCV-3, parece obligatorio investigar la distribución real de este nuevo virus y su posible asociación con los resultados clínicos.


Con este fin, investigadores italianos y españoles, entre los que se encuentra el veterinario Joaquim Segalés, realizaron un estudio exploratorio para detectar PCV-4 por métodos moleculares en Italia y España mediante el análisis de más de 300 muestras de diferentes tipos (suero y tejidos), recolectadas de cerdos sanos y enfermos y también de jabalíes.


Todas las muestras, independientemente del país, tipo, estado de salud y huésped, dieron negativo a PCV-4. Por lo tanto, no se encontró evidencia de presencia de PCV-4 en Italia y España a través de este estudio exploratorio. Se incluyeron un total de 108 muestras españolas en el estudio.


Considerando el denso comercio de cerdos entre los países europeos, su presencia en el continente puede considerarse igualmente improbable. Esto se enfatizaría por el hecho de que los animales probados corresponden a dos de las áreas más pobladas de cerdos en Europa. A diferencia de otros PCV, y en ausencia de otros informes en la actualidad, PCV-4 parece tener una distribución geográfica limitada, potencialmente restringida a China.


Las razones detrás de la distribución restringida de PCV-4 en comparación con otros circovirus porcinos requerirá más investigaciones. Sin embargo, los expertos indican que la vigilancia cuidadosa podría ser importante ya que el reconocimiento inmediato de PCV-4 permitiría la implementación de contramedidas efectivas para evitar su propagación y posibles pérdidas económicas.

Archivo