AxSí denuncia que haya colegios San Fernando pendientes aún del mantenimiento de las zonas verdes - San Fernando - Noticias, última hora, vídeos y fotos de San Fernando Ver
Coronavirus: El 60% de los veterinarios en España creen que irán a peor

Coronavirus: El 60% de los veterinarios en España creen que irán a peor

Según los últimos datos actualizados de la encuesta de CM Reseach, los veterinarios españoles piensan que el impacto del coronavirus sobre el desarrollo de sus actividades irá a peor
|

La consultora CM Research, especializada en el sector veterinario, ha publicado la tercera oleada de encuestas, comprendida entre el 17 de abril al 23 de abril, sobre el impacto de la pandemia originada por el coronavirus COVID-19 en las clínicas veterinarias de todo el mundo.


El estudio ha sido realizado entre diversos grupos de veterinarios de EE. UU. (177 en la primera, 161 en la segunda y 187 en la tercera), Australia (80, 83 y 69), Reino Unido (208, 183 y 182), Alemania (133, 114 y 104), Francia (125, 109, y 112), Italia (140, 91 y 111), España (193, 129 y 106), y Canadá (100), que fue el país que se incorporó en esta tercera encuesta.


Los resultados obtenidos en los dos primeros informes revelaban el creciente impacto que la pandemia estaba teniendo en los veterinarios y sus centros ante la falta de ingresos y el continuo descenso de clientes. Las cifras derivadas en esta tercera encuesta destacan un impulso en el número de clientes y en las entregas de productos. Además, aunque sigue existiendo altos niveles de preocupación personal, se ha notado un ligero descenso a excepción de Francia. Del mismo modo surge en el factor profesional, ya que se muestra una menor preocupación con relación a las dos anteriores oleadas.


Sin embargo, a pesar del crecimiento en estos factores clave, la mayoría de los países no creen que haya ningún cambio de la situación actual en las próximas semanas. España sigue manteniendo una percepción negativa ante esta situación, el 60% de los veterinarios españoles cree que el impacto del coronavirus sobre el desarrollo de sus actividades irá a peor.


Respecto al número de clientes que visitan las clínicas veterinarias, todos los países, excepto Australia, informan de una clara disminución, a pesar de que los números obtenidos en la última oleada registran ligeros signos de recuperación. En cuanto a las citas concedidas a clientes, se sigue informado, al igual que las visitas, en una depreciación, aunque, como según revelan los últimos datos, se muestra un aumento en las citas ofrecidas.


Igualmente, más de las tres cuartas partes de los países siguen experimentando una gran caída de los ingresos (excepto Australia) con pequeños apuntes de crecimiento.


En cuanto al número de personal disponible en clínicas veterinarias se han visto mejoras consistentes. Alemania (36%) y España (42%) son los únicos países donde ese desarrollo es neto. 


Por otra parte, y de gran preocupación en el sector, es el impacto de la disponibilidad de medicamentos y suministros médicos, donde ha habido mejoras en Francia (32%), Alemania (34%) y España (42%). En general todavía hay poco stock de productos.


DATOS DE ESPAÑA


Los veterinarios españoles son los profesionales que mayor número de consejos dan y preguntas contestan sobre el coronavirus. Destacando las cuestiones relacionadas con los cuidados y las recomendaciones sobre los límites de exposición de las mascotas en el exterior.


En cuanto al número de cancelación de citas es, junto a Francia y Canadá, el país en el que mayor número de anulaciones se producen.


Asimismo, el 72% de los veterinarios apuntan que cuentan con uno de los modelos y planes de pago de mayor flexibilidad por parte de fabricantes y proveedores. Una situación que se agradece, ya que el 79% de los encuestados aseguran que sus ingresos se han visto reducidos. El 4% no ha notado cambios en su economía, mientras que el 17% ha visto un crecimiento de sus ingresos.


"No vamos a recibir ningún tipo de ayuda del estado durante este período de confinamiento, como el alivio del IVA o los impuestos, por lo que el impacto económico será brutal", denuncia uno de los veterinarios españoles.

Archivo