Salvador Illa, ministro de Sanidad.

Lamentan la ausencia de veterinarios en el consejo asesor del coronavirus

​El presidente de la OCV, Luis Alberto Calvo, lamenta ante el ministro de Sanidad, Salvador Illa, la ausencia de veterinarios en el consejo asesor sobre coronavirus
|

El presidente de la Organización Colegial Veterinaria Española (OCV), Luis Alberto Calvo Sáez, ha remitido una carta al ministro de Sanidad, Salvador Illa, en la que lamenta la ausencia de veterinarios en el consejo asesor sobre el coronavirus, “y si alguien sabe de microbiología, de inmunología y de zoonosis somos sin duda los veterinarios”, como expertos en salud pública, sanidad animal y ejemplo del concepto One Healt-Una Salud.


En la misiva, Calvo Sáez expone al ministro la recomendación efectuada recientemente por la FAO para incluir veterinarios en los equipos de trabajo oficiales que luchan contra la pandemia, como especialistas en las citadas materias, “si bien hasta la fecha en España, lamentablemente, se sigue sin contar con nosotros”.


En sentido, también recuerda que durante el crisis de la listeria del año pasado, “un presidente autonómico –en referencia a Guillermo Fernández Vara- afirmó con rotundidad que había que haber escuchado a los veterinarios”, al tiempo que destaca la gestión de Alemania, país donde el máximo responsable de la lucha contra el COVID-19, el doctor Lothar Wieler, es veterinario.


DISPOSICIÓN A COLABORAR


Además de rogar al ministro que reflexione al respecto, el presidente de la OCV señala que no se están movilizando correctamente todos los recursos, “y por mi compromiso con España, con mi profesión y con la defensa de Una Sola Salud, quedo a su disposición para indicarle profesionales de instituciones, facultades, CSIC y ministerios, que pudieran ser de gran valía ante esta insidiosa pandemia”.


Por último, Calvo Sáez destaca el enorme esfuerzo de la Administración y la sociedad civil en este momento, “muchas veces estéril”, y precisa que solo será posible vencer al virus cuando se alcance la inmunidad del rebaño (herd inmunity), “por lo que hasta entonces es de vital importancia que todo el personal sanitario y el dedicado a funciones esenciales, que han de seguir trabajando, sean provistos de medidas de bioseguridad”.

Archivo