​El World Dog Show (WDS), la Exposición Mundial Canina, se celebrará en la Feria de Madrid entre el 23 y el 26 de abril.

La Exposición Mundial Canina dejará en Madrid unos ingresos de 35 millones de euros

El sector del perro mueve en España 1.000 millones al año
|

El World Dog Show (WDS), la Exposición Mundial Canina, que se celebrará en la Feria de Madrid entre el 23 y el 26 de abril, tendrá un impacto económico en la ciudad de alrededor de 35 millones de euros entre gastos directos e indirectos relacionados con la estancia, restauración y ocio. Este evento, organizado por la Real Sociedad Canina de España (RSCE) e IFEMA, atraerá a la capital a unos 75.000 visitantes de todo el mundo.


En concreto, el evento contará con más de 25.000 perros inscritos, los cuales llegarán de todas partes del mundo junto a sus criadores, unos 6.000, que vendrán acompañados de al menos una persona, según las estimaciones de la RSCE. Además, también estarán los expositores, los jueces de la competición (más de 300) o los medios de comunicación que cubran la cita.


A todo ello se suman los amantes del mundo canino, ya que se estima que unos 75.000 visitantes se acercarán a IFEMA durante estos días, más del 20% procedentes de fuera de Madrid, para asistir a un acontecimiento que llevaba cerca de 30 años sin celebrarse en España -la primera Mundial en territorio nacional fue en la capital también, en 1983, y la segunda en Valencia en 1992- y que es comparable, en magnitud, al fervor que despierta un Mundial de Fútbol.


Durante esos días, Madrid se convertirá así en la Capital Canina Mundial al acoger la cita en la que se elegirá al perro campeón del Mundo, además de los campeones de las pruebas anuales que celebra la propia Real Sociedad Canina. Y no solo eso, de forma paralela, se celebrarán talleres, exposiciones y conferencias, en los que se dará a conocer la importancia del perro para la sociedad y por qué este World Dog Show tiene tanta relevancia para la especie.


Porque esta prueba no solo mide las capacidades de los perros de raza, sino que sirve para preservar su legado histórico, antropológico y cultural y, además, mejorarlo. Gracias a la cría y selección de perros de raza se ha logrado adaptar a este animal a las necesidades cambiantes del hombre a lo largo del tiempo.


Si antes eran fundamentales para la supervivencia -por su ayuda en la caza, el pastoreo y el transporte o en la defensa de los hogares, el ganado y las familias-; ahora su labor se centra en acompañar a las personas y hacerles la vida más amable, en labores de perros guía e incluso de terapia con enfermos en hospitales. Tampoco podemos olvidar su valioso trabajo en las Fuerzas de Seguridad del Estado, por el que muchos son galardonados. Y todo ello es posible gracias al trabajo de los criadores para seleccionar a los ejemplares más capacitados y fijar sus aptitudes en su descendencia. Así, la Exposición Mundial Canina es el evento más relevante del mundo en para salvaguardar las razas caninas y contribuir a su difusión, así como acercar al gran público a su conocimiento como estrategia fundamental para una tenencia responsable, teniendo como fin fundamental la educación y el bienestar animal.


UN NEGOCIO QUE MUEVE EN ESPAÑA CERCA DE 1.000 MILLONES


Serán miles los visitantes que acudan a ver la Mundial a Madrid, tanto nacionales como extranjeros, lo que da buena idea de la pasión que levanta la figura del perro en todo el mundo. Actualmente, el 40% de los hogares españoles tienen una mascota, siendo el perro el principal animal de compañía, con más de 5 millones de ejemplares registrados en nuestro país. En consecuencia, los gastos que conlleva tener un perro, que ascienden a 1.250 euros por mascota y año –105 euros al mes-  en alimentación de los canes, en servicios veterinarios, higiene, etc., generan unos ingresos en el sector de entre 750 y 1.000 millones de euros. Así, hablamos de un sector en auge que en toda la Unión Europea deja 36.500 millones al año.


Para el presidente de la Canina, Julián Hernández, “esta cita es la oportunidad perfecta para que los amantes de los perros puedan ver casi todas las razas del mundo en directo, representadas por sus mejores ejemplares y conocer cómo se comportan, cómo viven y qué necesidades específicas tienen a través del contacto con sus criadores y propietarios”. Además, todos los madrileños y visitantes de fuera tendrán la oportunidad de descubrir el verdadero valor de la figura canina en nuestra sociedad, que va mucho más allá de ser un animal de compañía y se ha convertido en una pieza clave, realizando labores de asistencia, seguridad y salvamento que, aunque pasen los años, sigue siendo indispensable preservarlas. La Exposición Mundial Canina será, por tanto, no sólo un gran evento deportivo y social, sino una oportunidad educativa y de conocimiento sin igual en torno al perro de raza.

Archivo