AxSí denuncia que haya colegios San Fernando pendientes aún del mantenimiento de las zonas verdes - San Fernando - Noticias, última hora, vídeos y fotos de San Fernando Ver
Un proyecto en España para reducir la contaminación en las explotaciones porcinas
Se probarán dos tecnologías diferentes en explotaciones piloto para cerdos en Italia y España.

Un proyecto en España para reducir la contaminación en las explotaciones porcinas

​Los altos niveles de contaminación de las explotaciones intensivas de cerdos suponen un riesgo para la salud de los animales y de los trabajadores, y afecta a las poblaciones del entorno, señalan
|

La mayor parte de la producción porcina europea se realiza de forma intensiva, con una gran densidad de animales agrupados en grandes establos. Esto provoca altos niveles de contaminación en forma de amoníaco, metano y otros compuestos volátiles, lo que supone un riesgo para la salud tanto de los animales como de los trabajadores, y la mala calidad del aire afecta también a las poblaciones del entorno.


Este problema será dirigido por el proyecto europeo LIFE MEGA, que quiere desarrollar y demostrar la eficacia de una herramienta en línea para supervisar y monitorear continuamente las concentraciones de amoníaco, metano, partículas en suspensión y compuestos orgánicos volátiles en los establos de cerdos, para así mantenerlos debajo de un valor umbral.


Se probarán dos tecnologías diferentes en explotaciones piloto para cerdos en Italia y España: un prototipo de depurador húmedo para mejorar la calidad del aire interior y el bienestar de los animales; y un prototipo de depurador en seco, actualmente utilizado en otros sectores industriales, para limpiar los cubiertos de cerdos.


Se espera alcanzar una reducción del 70% de las emisiones de amoníaco en las cubiertas de cerdos mediante el uso del depurador húmedo y una reducción de al menos el 80% de las partículas en suspensión; También se prevé que baje la concentración de compuestos orgánicos volátiles en los establos de porcino y en el entorno circundante, así como en la formación secundaria de partículas en suspensión, con unos mayores efectos durante el invierno, con una reducción de hasta un 25% gracias a la disminución de las emisiones de amoniaco.


Se trata de un trabajo clave que trabaja en la línea de conseguir una mejor sostenibilidad del sector agrícola y ganadero. Un sector que representa alrededor del 95% de las emisiones de amoníaco en la Unión Europea y que es la mayor fuente de PM2.5 (partículas en suspensión de menos de 2 micras), con niveles de al menos el 40% en muchos países. Además, el sector ganadero genera el 35% del metano producido por la acción humana.


El IRTA participa como socio de este proyecto a través de los investigadores August Bonmatí (del programa de Gestión Integral de Residuos Orgánicos) y Emma Fàbrega (del programa de Bienestar Animal). 

Archivo

*}