Adoptar una mascota no es tener un juguete (VÍDEO)

|

La entrada del nuevo año trae consigo una fecha tan señalada en el calendario como es el día de Reyes, y muchas son las personas que deciden aumentar la familia con la llegada a sus hogares de una mascota.


Si bien, tras un estudio realizado por el Colegio Oficial de Veterinarios de Madrid (Colvema), las cifras indican que ha disminuido significativamente que un animal entre a formar parte de una familia como consecuencia de ser un “regalo para los niños”, de un 21,3% en 2008 a un 9,6% en 2017, a pesar de ello siguen siendo demasiadas las personas que no son conscientes de toda la responsabilidad que conlleva tener un animal en casa.


En este sentido, desde el Ministerio de Agricultura están promoviendo la campaña “Tenencia Responsable de Animales de Compañía” con la que pretenden dar a conocer los pasos a seguir para tomar la decisión correcta. Una de las recomendaciones cuando se introduce por primera vez un perro o un gato en casa es “hacer una exploración general para ver en qué condiciones viene y detectar posibles anomalías”, explica Rubén Marqués, veterinario colegiado de Cádiz, en declaraciones en exclusiva para Diario Veterinario.


En el caso de los cachorros, Marqués explica que “antes de la vacunación se recomienda una desparasitación interna, ya que, si tiene algún tipo de gusano o lombriz, su sistema inmunitario estará luchando contra ellos y puede que la vacuna no funcione adecuadamente”.

Por otra parte, aconseja “esperar unos días para vacunarlo mientras se adapta al medio y no hacerlo el mismo día de la desparasitación, ya que va a ir a un entorno nuevo que puede generarle estrés metabólico y condicionarle la respuesta inmune a la vacuna”.


Y, si el perro viene de un centro de acogida, el veterinario asegura que “lo mejor es asesorarse con el veterinario para saber qué tipo de desparasitación y vacunas se han hecho y cuándo, además de realizarle un testeo de parásitos hemáticos transmitidos por garrapatas o mosquitos, que pueden provocarle enfermedades silenciosas, donde al cabo del año aparecen los síntomas”.




MEJOR ADOPTAR QUE COMPRAR


Desgraciadamente, aun son muchas las personas que abandonan a sus animales de compañía. Un estudio realizado por Affinity informa que en el 2017 fueron más de 138.000 los perros y gatos recogidos por las protectoras españolas, y un 43% de ellos fueron adoptados.


Por ello, la mejor decisión es adoptar frente a comprar, ya que “es cierto que la adopción de perros se intensifica en fechas navideñas, pero procuramos que detrás de ella se encuentre siempre la decisión de un adulto, consciente de lo que implica tener un animal en casa, y no la del capricho de un niño”, señala Ana Huertos Ranchal, voluntaria de la Sociedad Protectora de Animales y Plantas Refugio Kimba, en declaraciones a Diario Veterinario.


Para ello, los voluntarios del Refugio Kimba primero testean a la persona interesada a través de un formulario de pre-adopción en el que se encuentran preguntas sobre el hogar en el que vivirá el animal. “Una vez nos hemos asegurado de que cumple con los requisitos y es adecuado, le realizamos un contrato de acogida para comprobar si el perro se adapta a su nuevo entorno y, en caso afirmativo, realizaríamos el contrato de adopción y entregaríamos al perro castrado -a no ser que sea demasiado cachorro-, chipado, vacunado y con su respectiva cartilla y pasaporte”, explica Huertos.



Archivo