El consejero Miguel Ángel del Amor durante su visita a una explotación ganadera de ovino segureño en Caravaca de la Cruz.

Demuestran los beneficios de la hoja destilada de salvia en ganado ovino

​En pocas ocasiones son aprovechados para el consumo animal, a pesar de ser una fuente de componentes con actividad antioxidante y antimicrobiana
|

Un proyecto de la Consejería de Agua, Agricultura, Ganadería y Pesca de la Región de Murcia ha demostrado la calidad diferenciada de la carne de corderos que se alimentan de flora espontánea y de la hoja destilada de salvia.


La investigación, realizada a través del Instituto Murciano de Investigación y Desarrollo Agrario y Alimentario (IMIDA) en colaboración con el Departamento de Tecnología de Alimentos de la Universidad de Murcia, está dirigida a alcanzar una ganadería sostenible que permita que se mantenga la población rural en zonas desfavorecidas y así revalorizar las producciones ganaderas de ovino Segureño en semiextensivo del Noroeste de la Región.


El consejero de Agua, Agricultura, Ganadería y Pesca, Miguel Ángel del Amor, destacó que “los productos alimenticios exclusivos y de gran calidad son una de las salidas económicas más importantes de la economía del medio rural en el sur de Europa”.


“La calidad de los productos derivados de las ganaderías en extensivo y semiextensivo está reconocida, y ahora se trata de definir los atributos y valores diferenciadores de productos como la carne de cordero Segureño criado en condiciones semiextensivas, para que ocupen el lugar que les corresponde en el ranking comercial de productos cárnicos”, añadió.


Este tipo de ganadería está estrechamente ligada al aprovechamiento de superficies agrícolas marginales, como piedemontes con vegetación arbustiva o barbechos de cereal con escaso valor pastoral y que, sin embargo, la ganadería ovina es capaz de rentabilizar, manteniendo así una actividad que permite el asentamiento rural de la población.


A su vez, en la comarca del Noroeste se cultivan plantas aromático-medicinales, como la salvia española y el espliego, cuyas producciones se destinan mayoritariamente a la obtención del aceite esencial por destilación, y que suelen ser también un complemento de rentas para la población asentada en este medio rural. Estos cultivos producen gran cantidad de subproductos en forma de hoja destilada, que en pocas ocasiones son aprovechados para el consumo animal, a pesar de ser una fuente de componentes con actividad antioxidante y antimicrobiana


La introducción de esta hoja en la alimentación animal como ingrediente funcional podría suponer importantes beneficios socioeconómicos para agricultores y ganaderos, ya que ambos revalorizarán sus producciones.


ESTUDIO MULTIDISCIPLINAR


El proyecto, desarrollado por el Equipo de Cultivos de Secano y Desarrollo Rural del IMIDA, ha abarcado un estudio multidisciplinar que contempló aspectos como el seguimiento del ganado en el campo para la caracterización botánica y química de las especies vegetales pastadas en cada época del año (tomillo, romero, ajedrea, enebro y genista, entre otras); la elaboración de un pienso de cebo enriquecido con componentes bioactivos aportados por la hoja destilada de salvia, la transmisión de componentes con carácter biosaludable mejoradores, tanto de la salud como del bienestar de los animales y, por último, la diferenciación de la calidad de sus producciones.


Los resultados demuestran de forma científica que la carne de esos corderos tiene mejor calidad y salubridad, derivada del pastoreo de la oveja y de la introducción de hoja destilada de salvia en el pienso de cebo.

   Desarrollan una nueva vacuna contra la fiebre del valle del Rift
   Hallan una mejora para la reproducción del ganado ovino
   El Ministerio de Agricultura busca frenar el avance de la lengua azul en España

Archivo