Foto: Gemina Garland-Lewis.

Una clínica “One Health” para tratar a personas sin hogar y mascotas conjuntamente

El modelo conjunto de salud humana y atención veterinaria permite tratar a los humanos y mascotas como uno solo, ya que existen muchos problemas de salud que se superponen​
|

Muchas personas sin hogar tienen mascotas, pero los animales pueden ser una barrera para el cuidado de su salud, ya que lo habitual es que los propietarios no quieran dejar a sus perros o gatos mientras visitan una clínica.


Por ello, la Universidad de Washington (UW) y la Universidad Estatal de Washington (WSU), junto a dos asociaciones New Horizons Ministries y Neighborcare HealthIngrese, han creado una clínica “One Health”, en la que promueven atención médica y veterinaria simultáneamente.


"Nuestro modelo conjunto de salud humana y atención veterinaria nos permite tratar a los humanos y sus mascotas como a uno solo, ya que hay muchos problemas de salud que se superponen", explica el Dr. Peter Rabinowitz, director del Centro para la Investigación de Una Salud de la Universidad de Washington.


Rabinowitz comenta que "el objetivo de este proyecto es determinar la mejor manera de integrar la atención médica humana y animal para las personas sin hogar y sus mascotas, y aprovechar los aspectos positivos del vínculo animal humano".


En la clínica “One Health”, iniciada a raíz de una subvención, trabajan conjuntamente los estudiantes de veterinaria de la WSU junto a los estudiantes de medicina, enfermería y trabajo social de la Universidad de Washington.


“Para aquellas personas que viven sin hogar, los animales de compañía pueden brindar consuelo y amistad. En la clínica One Health, los estudiantes veterinarios y de salud humana trabajan codo con codo con sus preceptores y proveedores comunitarios para atender a estas parejas de animales y humanos vulnerables en un modelo de atención verdaderamente interprofesional", resalta Bryan K. Slinker, decano del Colegio de Medicina Veterinaria.


La clínica One Health atiende a los pacientes y sus animales dos veces al mes, la clínica puede atender hasta siete parejas de clientes por noche.


“Cuando podemos tratar un problema de salud en las mascotas, lo eliminamos como un punto de estrés mientras estos jóvenes están trabajando en el paso de la falta de vivienda. Esto les ayuda a sentirse seguros para acceder a la atención que necesita su propia salud", afirma la Dra. Katie Kuehl, directora de la clínica veterinaria One Health.


Uno de los objetivos del proyecto es investigar el impacto que tiene tener un animal de compañía en la salud física y mental de las personas sin hogar y proporcionar recomendaciones basadas en la investigación en la atención médica conjunta.


La clínica brinda atención primaria completa con énfasis en la atención basada en el trauma, la salud sexual, la salud mental y el uso de sustancias, incluido el tratamiento asistido por medicamentos para los trastornos por uso de opioides y la atención de género para los pacientes transgénero.


En lo que respecta a los animales, reciben exámenes de bienestar, vacunas y cualquier tratamiento necesario de desparasitación, pulgas o garrapatas. Los tratamientos que no se pueden realizar en la clínica se remiten a otros lugares.

Archivo