La última tecnología para abordar la tuberculosis bovina

|

Los científicos del Colegio Rural de Escocia (SRUC, por sus siglas en inglés) han recibido financiación para un proyecto que utilizará ordenadores con tecnología avanzada para predecir el estado de la tuberculosis bovina (TB) de las vacas lecheras.


Este proyecto permitirá analizar millones de muestras de leche con un grado de precisión nunca visto, y con ello se espera que el proyecto dé un golpe significativo a una enfermedad que tiene un coste estimado para la industria lechera del Reino Unido de unos 200 millones de euros al año.


Concretamente, el sistema “emplea algoritmos y técnicas para hacer un mejor uso de las bases de datos y de los avances tecnológicos”, informan desde el SRUC.


Las investigaciones anteriores realizadas por los científicos han llevado al desarrollo de la primera evaluación genética y genómica nacional para la resistencia a la TB de la raza Holstein.


Mediante el uso de espectroscopía de infrarrojo medio (MIR) de muestras de leche, los investigadores de SRUC han confirmado previamente la existencia de una variación genética 

significativa entre los animales individuales para la resistencia a la infección por TB.


La financiación se encuentra inmersa en el plan estratégico del Departamento de Medio Ambiente, Alimentación y Asuntos Rurales (DEFRA, por sus siglas en inglés) para erradicar la tuberculosis bovina en 25 años. Actualmente incluye "resistencia genética mejorada y pruebas de diagnóstico mejoradas".


El nuevo proyecto SRUC, que está siendo financiado por el Consejo de Investigación de Biotecnología y Ciencias Biológicas (BBSRC, por sus siglas en inglés), producirá datos que se pueden usar para fines de diagnóstico y manejo, pero también para la inclusión en las evaluaciones genéticas nacionales de la resistencia del huésped de TB.


El profesor Mike Coffey, quien está liderando el proyecto, ha explicado que “es potencialmente un gran paso adelante en la lucha contra la TB. El hecho de poder utilizar muestras de leche recolectadas de manera rutinaria para alertar a una vaca que puede haber estado expuesta a una infección permitirá al ganadero tomar las medidas correctas mucho antes”.


"La eliminación temprana de vacas infectadas debería reducir el nivel de fondo de la TB y contribuir a permitir resultados más efectivos de las herramientas existentes desplegadas para erradicar la enfermedad".

   Advierten del peligro del jabalí como transmisor de la tuberculosis